Celular : (591) 76190175

Historias Inspiradoras

PROYECCION LITTLE HAND 2020

Lugar: Tarija
Fecha: 08/01/2020

“Las grandes oportunidades para ayudar a los demás raras veces vienen, pero las pequeñas nos rodean todos los días” (Sally Koch). La fundación Little Hand en su misión de mejorar la calidad de vida de los niños de escasos recursos de Tarija, mediante programas sociales, termina esta gestión con una campaña Navideña, regalando sonrisas a los más pequeños de las provincias y los barrios periféricos del departamento, esto se realizó con la fundamental contribución de los voluntarios y colaboradores quienes hicieron posible realizar esta noble causa. Mariela Baldivieso. Fundadora de la fundación Little Hand. Nos comenta las metas y desafíos que se presentó para el logro de los objetivos de este año y las proyecciones qué se pretende alcanzar este 2020. “El 2019 fue un año con muchos desafíos para la fundación, durante años trabajamos para poder conseguir la anhelada personería jurídica, en este año parpadeamos y ya la teníamos. Junto al renombre de fundación se vieron diferentes retos que algunos de ellos no vencemos aun, con la ayuda de Dios, nuestra misión para el 2020 es de conseguir cooperación internacional para volver realidad proyectos y programas que aún están en papel”. “Abarcar provincias que por falta de logística no hemos intervenido aún. Contar con una estructura básica solida llena de profesionales con gran sentido de vocación y solidaridad. Que cada día se vayan sumando más y más voluntarios, pasantes, miembros colaboradores y padrinos de casos y que en Tarija se sienta incrementada las acciones solidarias dentro y fuera de Little Hand. Mis mayores deseos para el 2020 es compartir esta gran misión llamada Little Hand con más personas que como yo, creemos que el verdadero sentido de la vida es dar una manito al prójimo” señalo Baldivieso. Por otra parte, Marcela Martorell voluntaria narra su experiencia “Mi principal motivación para ser parte de Little Hand es haber encarado la maternidad joven eso me hizo ver la realidad y la dureza con la que uno se topa en la sociedad por esa razón ya estando en mejor una posición, uno poder retribuir todo lo que me brindo la sociedad. En cuanto la experiencia, me encanta brindar ayuda a través de mis conocimientos también me da una gran satisfacción el dar un buen ejemplo a mi hijo el cual a sus tan solo 9 años ya mostró su solidaridad al obsequiar su pelota de fútbol a un niño con capacidades diferentes y así mostró lo se inculco desde pequeño, eso me emocionó mucho”. “Mis expectativas para el 2020 es que se siga con este crecimiento que al principio. La decisión es involucrarme más, así como todos los antiguos y que haya gente joven que siga aportando con su tiempo, conocimiento, energía en Little Hand no solo es dinero, esa es mi principal expectativa sobre “el efecto multiplicador” de los jóvenes que quieren ayudar y ser parte del cambio, pero no saben cómo” agregó Martorell. Después de conocer las experiencias y metas que se trazaron como Fundación, para este 2020, queda hacer un llamado a la acción, estamos entrando a un nuevo año, donde la indiferencia no debe tener cabida, todos podemos ser parte de esta noble causa. Tu que has iniciado este año con nuevas metas, puedes abrir tu corazón y mostrar tu solidaridad y ponerla en acción a través de la fundación Little Hand y así lograr no solo metas y objetivos propios, si no también hacer que este año sea diferente para ti y para el prójimo ¡Pon un granito de arena! “No siempre podemos hacer grandes cosas, pero si podemos hacer cosas pequeñas con gran amor” (Madre Teresa De Calcuta). Por: Maribel Esther Castro Bolivar

** Comparte esta historia con tus amigos en Facebook... **

35px